Design Thinking: Cubriendo las necesidades de un usuario con contenido

    Mery Contreras
    Mery Contreras

    Content Manager

    12 mar, 2019 7 min

    Hace un tiempo revisé algunos cursos y libros de Design Thinking que están en la pequeña biblioteca de Impulse, y empecé a cuestionarme sobre cómo esta  metodología tan resonante podría ayudarme a conocer los ideales, intereses y dolores de las personas que día a día buscan contenidos para solucionar diversos problemas.

     En ese sentido, me puse a pensar, ¿cómo incluir una metodología como  Design Thinking podría ser útil en mi trabajo dentro del marketing de contenidos para generar nuevas estrategias  centradas en las verdaderas necesidades de los clientes? ¿Cómo investigar para crear un verdadero buyer persona? ¿Cómo gestionar mis tiempos para realizar una investigación eficiente?

    Utiliza métodos para enriquecer tu contenido

    Leer sobre el tema me ayudó, analizar de qué trataba este nuevo método y por qué las empresas hoy en día lo hacen. También me resultó fácil de entender, pero ponerlo en práctica fue uno de mis mayores retos como estratega de contenidos. Los desafíos llegan así, y me atrae  encontrar nuevas formas de investigar para la creación de contenidos que hacemos en Impulse.

    En consecuencia, aquí te explicaré cómo, paso a paso, me fui adentrando en realizar acciones que me ayudaron a tener una mejor visibilidad para enfocar correctamente mi contenido a los buyer persona de las distintas  empresas de los sectores: salud, educación, seguros, entre otros rubros con los que trabajamos actualmente.

    Primero, ¿qué entendemos por Design thinking? Es probable que ya conozcas una, dos o distintos números de respuestas, pero básicamente, como yo lo comprendo desde mi perspectiva como Content, es que se trata de una metodología que ayuda a crear, a partir de un problema, una solución para distintos tipos de usuario.

    New Call-to-action

    No tengas miedo a innovar

    Hace unos años esas dos poderosas palabras  (Design Thinking) rondaban en las agencias de marketing donde trabajaba, pero nadie se atrevía a precisar su real significado.  Fue entonces que algunas empresas del sector financiero formaron su propia “área de innovación digital” y, por consiguiente, la tendencia de innovar se empezó a expandir en el modelo de negocio de otros sectores del mercado.

    Por ese motivo, las agencias tampoco se quedaron atrás, y formaron nuevos espacios donde el área de creatividad se juntaba a conversar sobre algún proyecto con los diseñadores, planners, analistas, programadores, account managers entre otros roles para debatir diferentes soluciones o estrategias que humanizan cada vez a las marcas.

    Querer esto último, implicaba un sin fín de pruebas y errores; ya que las empresas no apostaban por estrategias innovadoras si no eran rentables. Años más tarde, las organizaciones siguen creando productos y servicios  que respalden a las necesidades de los usuarios.  Ahora, ¿dónde entra el papel del estratega de contenidos para innovar en la creación de contenidos de una marca o servicio? Ahora te lo explico.

    ¿Se necesita ser diseñador para innovar?

    La respuesta es NO.  Una persona que desea aplicar un proceso de innovación en su negocio no necesariamente debe ser un experto diseñando cosas. Solo se necesita el objetivo de tener un reto y convertir esa necesidad en una oportunidad.  

    Veamos un ejemplo:design-thinking-como-cubrir-las-necesidades-de-un-usuario-a-traves-de-una-estrategia-de-contenido-2

    Fuente de la imagen: Insitum (Bootcamp Design Thinking UTEC 2018)

    Basándome en la definición del libro “Design Thinking for strategic innovation” de Idris Mootee, CEO de IDEA Couture, explica que el pensamiento en el diseño se trata de “la búsqueda de un equilibrio mágico entre negocios y arte, estructura y caos, intuición y lógica, concepto y ejecución, diversión y formalidad, control y poder.  Así de simple”.

    Asimismo, hace poco asistí a un bootcamp intensivo de Design Thinking en la  UTEC (Universidad de Ingeniería y Tecnología) y tuve la oportunidad de relacionarme con diferentes profesionales entre psicólogos, ingenieros, chef de alta cocina, comunicadores, responsables de marketing, administradores, economistas, sociólogos, entre otros.

    design-thinking-como-cubrir-las-necesidades-de-un-usuario-a-traves-de-una-estrategia-de-contenido-foto

    Nos agruparon por grupos de trabajo para empezar a conocer y aplicar un poco de la metodología de Design thinking  creando prototipos de media fidelidad y también a evaluar diferentes técnicas de investigación. Investigar es una acción poderosa para iniciar con la creación de  contenidos de valor.  

    Por ello, es imprescindible para un gestor de contenidos, content manager o estratega de contenido, relacionarse con diferentes tipo de usuarios, analizar los hechos, observar, y sobre todo mi frase favorita cuando empezaron a definir conceptos:

    “Para empezar a centrarnos en los usuarios, primero hay que ponernos en los zapatos del otro”. Eso quiere decir que es importante empatizar con los usuarios para entender su contexto real e identificar sus necesidades, motivaciones y obstáculos.  

    Esta acción de empatizar es una de las primeras fases de la observación dentro de la metodología de Design Thinking.

    Etapas de la metodología

    design-thinking-como-cubrir-las-necesidades-de-un-usuario-a-traves-de-una-estrategia-de-contenido-3

    ¿Los content strategist de hoy podemos ser design thinkers?

    Claro que SÍ.  Y aquí viene la mejor parte, porque te enseñaré a aplicar un poco de esta metodología para la creación de tu buyer ideal, y los procesos de investigación para redactar contenido relevante  que empodere tu estrategia digital. Veamos.

    Define el reto con tu equipo

    Verifica y considera tener un reto en equipo. Para resolver este nuevo proyecto tendrás que contar con un plan. Incluye los rangos de tiempo, momentos clave, habilidades y conocimientos necesarios, viajes, metas y entregables. Las ideas siempre salen mejor si son compartidas.  Sé empático con tu equipo de redactores y empieza a valorar distintas ideas. Todo sirve, las ideas se reciclan.

    design-thinking-como-cubrir-las-necesidades-de-un-usuario-a-traves-de-una-estrategia-de-contenido-1

    Todo depende del buen “Research”

    Existen diferentes técnicas para investigar, pero se debe tener en cuenta utilizar un método que sea acorde con tu buyer persona ideal.

    1. Observación (Subjetividad)

    2. Entabla ejercicios de empatía con el usuario

    3. Realiza una investigación de campo con entrevistas presenciales o encuestas

    4. Contrasta tu investigación conductual con big data, mientras tengas datos sobre el comportamiento de tus buyer persona a través de herramientas de análisis podrás obtener resultados medibles, y por ello, comparables.

    5. Realiza tus primera hipótesis

    En la investigación de campo, el estratega de contenido debe ser observador y analizar, desde su perspectiva, el comportamiento de las personas acerca de un producto o servicio para satisfacer sus necesidades reales .

    design-thinking-como-cubrir-las-necesidades-de-un-usuario-a-traves-de-una-estrategia-de-contenido-

    Ahora es tu turno, crea una historia, ¿cómo harías para que la persona que está vendiendo pueda hacer más rentable su negocio de periódicos?

    design-thinking-como-cubrir-las-necesidades-de-un-usuario-a-traves-de-una-estrategia-de-contenido-4

    Colabora con la necesidad del buyer

    En esta parte del Design Thinking aplicada a la construcción de contenidos, es importante la creación de conceptos sobre el buyer persona. Además nos debemos apoyar de la previa investigación realizada para que se puedan definir una personalidad que cumpla con sus verdaderas necesidades.

    Por ello, nos apoyamos en la  investigación de UX o Research Ux como se describe esta metodología en inglés y que tiene como objetivo recopilar información de los buyer personas por medios cuantitativos y cualitativos, que incluyen consultas contextuales, entrevistas de campo, estudios diarios, pruebas de usabilidad entre otro.

    Además, el centro de la investigación UX se centra en el enfoque sistemático para obtener e interpretar información y de ella hacer un prototipo o concepto  que ayude a crear un diseño de productos y servicios.

    Apóyate de tu equipo de trabajo para lograr ideas e hipótesis que puedan ser medibles a través de la investigación.

    design-thinking-como-cubrir-las-necesidades-de-un-usuario-a-traves-de-una-estrategia-de-contenido-foto-2

    Experimenta

    “Enamórate del problema para encontrar distintas soluciones” Luego de centrarte en observar y empatizar con tu buyer persona, enfoca tus resultados en la experimentación  construyendo la historia de un cliente potencial a la marca o empresa.

    A modo de prueba y error, puedes moldear y mejorar a tu buyer persona ideal. Dado que la persona es una representación, tendrás que regresar a la primera parte de la de metodología y centrarte en seguir investigando sus intereses para encontrar nuevos formatos de contenido más innovadores que al usuario pueda interesarle, y asimismo,  educarse, resolver sus dudas y fidelizarse con tu cliente.

    design-thinking-como-cubrir-las-necesidades-de-un-usuario-a-traves-de-una-estrategia-de-contenido-foto-3

    Esta foto fue tomada mientras creaba las hipótesis de un usuario en el Bootcamp de Design Thinking 2018.

    New Call-to-action

    cerrar