10 pasos para crear videos para tu estrategia Inbound

    Jefferson Baca
    Jefferson Baca

    Video Producer

    10-pasos-para-crear-videos-dentro-de-tu-estrategia-inbound

     Es irreversible, el video marketing se consolida como una de las principales tendencias de contenidos de este año. Pero, ¿cómo hacer videos relevantes que aporten valor a nuestras audiencias? En Impulse hemos aplicado con éxito estrategias de marketing audiovisual para nuestros clientes, por eso preparamos una guía de 10 pasos para que empieces a crear los mejores videos para tus plataformas digitales.

    El contenido en formato video está dominando la mayoría de las plataformas digitales, de hecho el 32% de los marketeros asegura que este tipo de presentación de contenido es más efectivo para sus negocios, mientras que el blogging se encuentra en segundo lugar con un 27%. ¿Quieres un dato sorprendente? Hasta hace unos años, YouTube era el líder en las plataformas de videos, sin embargo, Facebook ya lo está alcanzando.

    10-pasos-para-crear-videos-para-tu-estrategia-Inbound1

    Fuente: HubSpot

    Pero, lo más importante es que tus videos apoyen la estrategia inbound que hayas planteado. Esto significa que los videos, como el resto de tus activos de contenido, deben estar pensados para cada etapa del Buyer’s Journey y deben conducir al prospecto a lo largo de su camino de compra.

    Ahora, sí, aprendamos cómo hacer mejores videos para tu estrategia Inbound!

    Empieza por hacerte preguntas

    En primer lugar, debes tener claro propósito del video, ¿cuál es su objetivo? ¿Qué quieres lograr? Esto es muy importante porque a lo largo de la filmación todas tus acciones deben estar guiadas por tu propósito.

    -¿Quién es tu audiencia meta? Ten en cuenta a cuál buyer persona de tu segmentación de mercado quieres dirigirte.

    - ¿Cuál es tu meta? Define para qué está grabando este vídeo, si quieres lanzar un nuevo producto, vender tickets, promover el conocimiento de la marca. Lo más importante: ¿qué quieres que tu audiencia haga cuando finalice el video?

    - ¿Dónde publicarás tu video? Es importante que definas a qué plataforma estará destinado este contenido. Lo ideal es lanzarlo en una sola plataforma donde tus consumidores lo encuentren antes de compartirlo.

    solicita una consultoría

    También es indispensable que tengas claro aspectos prácticos como la fecha de entrega, tu presupuesto y qué recursos vas a necesitar (cámaras, micrófonos, etc) Cuando trabajamos con contenidos audiovisuales procura llevar un control de los tiempos de entrega, ya que muchos factores externos pueden retrasar el proceso de grabación.

    Una vez que tienes claras las respuestas a estas preguntas, pasemos a la acción:

    1. Escribe un guión

    ¿Por qué? Si no escribes un guión, es probable que termines con un video más largo de lo que debería y pierdas tu audiencia en el camino. Escribir un guión no es muy distinto de empezar un blog post, enumera tus puntos clave y ordénalos lógicamente.

    Incluso, puedes crear un borrador en Google Docs si deseas que otros miembros del equipo comenten y agreguen sus propias opiniones. ¡Ten cuidado! No hagas esperar al espectador hasta el final del video para develar la información más importante: te abandonaran en el camino. Incluye un gancho al inicio que los invite a seguir hasta el final, y dales la información oportunamente, sobre todo en el caso de las piezas educativas.

    Una vez que empieces a crear videos descubrirás una diferencia clave entre guiones y tus blog post: el lenguaje. En tus videos este debería ser mucho más relajado, claro y conversacional. Evita usar estructuras complejas, mantén un lenguaje conciso pero sin jergas o modismos.

    2. Entiende tus cámaras

    Es normal que muchas veces pensemos que por no tener un equipo de alta gama no podemos implementar el video marketing en nuestra empresa, pero aprender a filmar no es tan complicado. De hecho, la mejor herramienta para hacerlo está en tu bolsillo: tu smartphone.  

    Antes de empezar a grabar con tu teléfono recuerda asegurarte de contar con suficiente espacio de almacenamiento y activar la opción de No Molestar para evitar notificaciones que interrumpan tu trabajo. Recuerda usar tu teléfono de manera horizontal y acercarte lo suficiente al objeto que quieras filmar.

    Un tip importante: cuando estás grabando un video en tu teléfono, la cámara continuará ajustando y reajustando el enfoque en la medida en que te muevas. Para solucionarlo mantén tu dedo presionado en el sujeto del video para siempre mantenerlo en foco.

    10-pasos-para-crear-videos-para-tu-estrategia-Inbound3

    Otras opciones que puedes utilizar son las cámaras semi profesionales, son perfectas para quienes quieren una mejor calidad de video que se adapte de manera automática al entorno. Las cámaras profesionales, te permiten tener un control manual de los ajustes del video y se recomiendan para personas que tengan conocimientos avanzados.

    3. Arma el estudio

    El estudio es el ambiente donde realizarás tu grabación, no necesitas tener un set profesional, sólo tomar aspectos importantes en cuenta, sobre todo si la grabación es en interiores. Estos aspectos son: comprar un trípode, manejar la iluminación de la sala y tener micrófonos. El lado positivo es que muchos de estos elementos pueden ser DIY y te costarán mucho menos de lo que piensas.

    Dentro del equipo básico que debes considerar está un trípode, baterías para tu cámara y memorias SD. En lo que respecta al audio, no te confíes del micrófono interno que pueda tener tu cámara o teléfono, invierte en uno que pueda ayudarte a obtener un audio limpio al grabar. Ahora, el tema de las luces puede ser un poco más complicado, pero igual cuentas con opciones sencillas de usar.

    Necesitas al menos tres luces para una buena iluminación, las cuales pueden ser una combinación de extensiones, ganchos de sujeción y bombillos. La distribución ideal es una detrás de tu sujeto, una luz principal y una de relleno.

    10-pasos-para-crear-videos-para-tu-estrategia-Inbound2
    Fuente: HubSpot

    Puede sonar un poco complicado pero una vez que empieces a leer un poco más al respecto y lo pongas en práctica descubrirás que es mucho más sencillo de lo que crees.

    4. Prepara a tu talento

    Contar con actores experimentados dentro de tu empresa, especialmente si eres una startup o Pyme, es muy poco probable, ¿cierto? No te preocupes, cualquiera de tus compañeros puede asumir el reto, solo necesita un poco de coaching y motivación para hacer una actuación estelar frente a las cámaras.

    Un guión también va a facilitarle las cosas. ¡Por eso era tan importante! Asegúrate de que lo tenga con tiempo y, al momento de grabar, no es necesario que coloques una laptop con los diálogos fuera de la cámara. Es ideal que dividas tu guión por pequeñas secciones y grábalas una por una hasta que obtengas el resultado que deseas. Una vez empieces tu grabación prueba con distintas tomas y acercamientos de cámara, luego escoge las que consideres que favorecen al objetivo de tu video y a tu talento.

    5. Graba para editar

    Existen dos tipos de personas en este caso: los que graban y los que se encargan de editar. Cuando se está empezando en videomarketing es probable que esos roles los cumpla la misma persona, de hecho, es más que seguro que esa persona eres tú.

    Pero, independientemente de tu rol, estas funciones deben cumplirse. Si te gusta estar detrás de cámara, es probable que en un principio pienses que estás grabando suficiente material de todo lo que necesitas, pero para el editor faltarán tomas en ciertos ángulos enfoques.

    La lección es que debes siempre filmar para editar. Esto te puede ahorrar mucho tiempo a ti y al editor. TIP: Deja un par de segundos vacíos tanto al inicio como al final de una toma, esto puede ayudar al editor al momento de encajar una toma con otra. En esta fase es clave el trabajo en equipo: toma decisiones inteligentes que puedan aligerar el trabajo de tu editor y no perjudiquen tu producción.

    6. Organiza tu contenido

    En este paso la organización es la clave para una edición exitosa. Lo primero que quizás debas hacer es optar por un disco duro externo para almacenar todos esos archivos pesados de vídeo. La pesadilla recurrente de un productor de videos es ¿dónde están los archivos?

    También debes ser cuidadoso con respecto a dónde los almacenas puesto que los programas de edición suelen ser delicados con ese tema y si no quieres ahogarte en mensajes de error, te recomendamos que te apegues a la estructura original.

    Crea una carpeta específica con los archivos originales y considera nombrarlos colocando al inicio la fecha en que fue grabado, esto podría ayudarte a reconocerlos mucho más fácil y no mezclar los archivos originales con los editados. ¡No te olvides de tener un respaldo!

    7. Herramientas de edición

    Si llegaste hasta aquí, ya solo falta la mitad del camino por recorrer. Al principio puede que te asusten un poco los precios de los programas de edición e incluso te resulte complicado empezar a usarlos. ¡Tenemos una buena noticia! Existen programas gratuitos que se adaptan a tus niveles de conocimiento para hacerte la vida un poco más fácil.

    iMovie

    Es un programa de nivel intermedio compatible con MACs y cualquier equipo iOS y lo mejor de todo, es gratis en todos estos equipos. Facilitará tu proceso de edición, ya que te permite agregar música, títulos, correcciones de colores y hasta efectos especiales.

    Encontrarás plantillas y opciones súper sencillas para compartir tu video a distintas plataformas una vez termines la edición. iMovie permite utilizar videos de alta calidad, hasta 4K, por lo que es perfecto para quienes están empezando en el mundo audiovisual y desean crear contenido para sus estrategias de marketing.

    Adobe Premier Pro

    Premier es el software líder en edición en el mundo, usado por amateurs y profesionales de la industria. Te permite personalizar su interfaz y múltiples herramientas de edición, lo que hará tu trabajo mucho más sencillo.

    Con este programa es mucho más fácil colaborar con otros editores, sincronizar tus avances con otros programas de la Suite Adobe y organizar todo tu material. Tiene herramientas de corrección de color avanzadas que marcan la diferencia con programas como iMovie y en promedio una membresía de un año tiene un costo de 240 dólares.

    8. Escoge la música

    La música es una herramienta poderosa que puede cambiar por completo el tono de tu video, así que debes darle la importancia que se merece. Aunque no lo creas, escoger la música correcta puede marcar la diferencia entre una pieza amateur y una profesional. Una buena música puede ayudar a mantener la atención de tus consumidores, provocar emociones y resaltar tu estilo de edición.

    Antes de empezar a filmar destina un presupuesto a la música, estudia las leyes de derechos de autor en tu país y encuentra la que mejor se adapte a tu proyecto. ¿Por qué derechos de autor? Como cualquier contenido creativo o intelectual, pertenece a otra persona y debes pagar por usarlo. Si optas por no hacerlo, se pueden emprender acciones legales contra tu video, además de removerlo de las plataformas.

    9. Graba el voice over

    Los voice over se refieren a una narración que no la realiza el orador que se muestra en cámara. ¿Por qué usarlos? Son una herramienta efectiva que puede hacer tu contenido más emocional, fluido y relacionable.  

    Encuentra a la persona en tu equipo que tenga la mejor modulación y proyección de voz y ubica un lugar adecuado, silencioso que no produzca demasiado eco. ¡Prepárate! La práctica hace al maestro y esta no es la excepción. Asegúrate de escuchar en la medida que grabas para que puedas tener una idea de cómo está quedando y repitas aquellas frases o secciones que hagan falta.

    10. ¡Es momento de publicar tu video!

    Ya llegaste hasta acá. Filmaste, editaste, agregaste música y voice overs, es momento de darle a conocer al mundo tu creación. Tienes distintas opciones de plataformas digitales que pueden ayudarte a impulsar tu contenido como:

    - YouTube: es la plataforma más grande de video hasta el momento y la tercera página web más visitada del mundo.

    - Vimeo: la segunda plataforma de video más grande después de YouTube, con una interfaz mucho más limpia.

    - Vidyard: plataforma exclusiva para negocios.

    - Facebook: sube tu video a la red social más grande del mundo y multiplica su alcance.

    Ya te hemos dado las herramientas, ahora es momento de desatar tu creatividad y empezar a innovar con tu video marketing.

    Agenda una consultoría gratuita

    cerrar